Un tigre y una cabra se hacen amigos en un zoo de Rusia

18 enero, 2016

Dos veces por semana, los tigres del parque de Primorski, comen animales vivos en cautividad.

Sin embargo, el tigre bautizado como Amur, no quiso comerse a la cabra Timur porque ésta se mostró muy valiente y le plantó cara.

La cabra ahora sigue al tigre a todas partes, pasan el tiempo y pasean juntos sin ninguna agresión por parte de Amur.

Cuando los animales están cansados de pasear, se tumban el uno junto al otro y durante largo rato se miran o contemplan el paisaje.

Tras esta bonita amistad, se han planteado alimentar al tigre de ahora en adelante, con otros animales como conejos.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la página web. Más información