Un padre va a recoger a su hija a un control de alcoholemia con una tasa que superaba la de ella

16 abril, 2016

Un vecino de Salt (Girona) ha sido denunciado por un delito contra la seguridad viaria después de que acudiese a auxiliar a su hija, que había dado positivo en un control.

La joven circulaba con otras cuatro personas sobre la una de la madrugada cuando fue interceptada y en la prueba de alcoholemia dio una tasa de 0.60, superando la tasa máxima de 0.25.

El resto de ocupantes del vehículo también habían bebido, por lo que el vehículo tuvo que ser inmovilizado y la solución de los jóvenes fue contactar con el padre de la chica.

El hombre llegó en un ciclomotor al control y tuvo que realizar la prueba de alcoholemia para conducir el automóvil, pero se le prohibió tras dar una tasa de 0.71, que casi triplicaba el máximo permitido.

Al haber conducido la motocicleta, el hombre de 51 años, ha sido imputado por un delito contra la seguridad viaria y también se inmovilizó su vehículo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la página web. Más información